Make your own free website on Tripod.com

Una pequeña y tierna historia de…¿amor?

Por: Ariadna

 

Una noche tranquila como pocas, en especial después de lo ocurrido un par de días atrás, tras vencer a Metalsidramon y enfrentarse a Puppetmon.

En medio de esa batalla, el grupo se separó.

Matt necesita tiempo a solas, para pensar, lejos de sus amigos, lejos de su hermano y de Tai. Por otro lado, Mimi se negó a seguir luchando, por no soportar ver más muertes a causa de la terrible batalla; Joe se quedó con ella, para protegerla, para confortarla, y para hacerle entender que lo que estaban haciendo era lo correcto, o por lo menos eso esperaban.

Ahora Tai, Sora, Izzy, TK y Kari, luego del momentáneo reencuentro con Matt y la destrucción del segundo Dark Master, viajaban rumbo a la montaña espiral por el desierto.

Ya de noche, decidieron acampar. Y ahora era el turno de Sora para hacer guardia.

Un poco más lejos de la fogata donde estaba Sora, TK dormía, alejado de Patamon. Había estado deprimido desde que Matt se fue, aunque trataba de ocultarlo lo más posible para no preocupar a los demás.

De pronto en su sueño comenzó a llorar. Lloraba silenciosamente. Le dolía el pecho ya de tanto llanto.

-tranquilo, todo estará bien...- le susurró una voz en el oído.

TK sintió que algo rozaba su mano, algo suave y tibio. Abrió los ojos y vio junto a él a la hermana de Tai.

-…Kari…- murmuró el pequeño, aún medio dormido.

TK se movió y notó que la niña lo tenía tomado de la mano.

-estabas llorando.- dijo ella.

-¿te desperté?

La chica negó con la cabeza.

-ya estaba despierta.

Él miró hacía el suelo, como queriendo decir algo sin poder hacerlo.

-extraño a mi hermano.- le confesó al fin.

-lo sé.

-¿lo sabes?- no pretendía ser tan obvio.

-yo estaba igual que tú cuando vi a mi hermano volver a este mundo, antes de que fueran a buscarme.

Se quedaron en silencio, pero luego Kari continuó.

-en ese momento Tai me prometió volver, y cumplió. Matt estará bien, lo lograrás ver muy pronto, te lo aseguro.

La portadora de la Luz le regaló una sonrisa tan reconfortante que alejó todas las penas de su amigo. El chico le sonrió de vuelta de forma agradecida.

-me alegra mucho que estés aquí, Kari.

-yo también me alegro de estar aquí.

-en serio, gracias a ti ahora no soy el único pequeño del grupo.- bromeó Takeru.

Kari rió.

-aún así eres más pequeño que yo, TK.- respondió ella refiriéndose a la altura.

-eso será por poco tiempo, ¡espera y verás! Mi mamá me dijo que yo crecería muy alto ¡cómo de dos metros!- aseguró con una sonrisa victoriosa.

-¿¿en serio?? ¿Entonces vas a ser como esos jugadores de Basquetball que saltan bien alto?

-¡Sí, tal vez! Pero pensé que a ti te gustaba el fútbol…

-nah, a mi hermano le gusta, pero a mí me aburre. Es más emocionante ver esos saltos gigantescos que hacen los jugadores americanos.- Kari parecía muy entusiasmada con el tema.

-entonces me volveré un jugador de Basquet famoso para que tú y Matt me vayan a ver.

-te echaré muchas porras…- Kari detuvo su entusiasmo repentinamente. -es curioso que hagamos planes para el futuro…

-¿por qué?

-porque estamos aquí, TK, en el Digimundo.

-¿y qué? Tú lo dijiste, mi hermano volverá; Y Joe y Mimi también, y venceremos a los Dark Masters ¿no?

-si, tienes razón, y luego volveremos a casa.

Ahora fue el turno de TK para detener su entusiasmo y por un momento volvió a deprimirse.

-¿TK?

-es que…ahora que lo pienso, en nuestro mundo ya no nos veremos tan seguido. Aquí en el Digimundo al menos vivimos todos juntos.

-si, sé a lo que te refieres. Tal vez no he estado tanto tiempo como ustedes acá, pero será extraño para mí también que nos separemos…

-¿y si nos casamos?

Kari parpadeó un par de veces al escuchar la proposición.

-¿qué?

-bueno, es que cuando dos personas se casan tienen que vivir juntos. Cuando mis papás dejaron de estar casados tuvieron que vivir en casas separadas. Y yo quiero vivir contigo y los demás.- explicó TK

-mmm…pero no podemos casarnos con todos.- dijo Hikari. -se supone que se puede entre dos personas no más.

-¿Sí? Entonces nos casamos nosotros dos. Tú eres mi mejor amiga, Kari.

-tú también eres mi mejor amigo TK.

-entonces nosotros dos. Y como Matt y Tai son nuestros hermanos vivirán junto con nosotros, y el mejor amigo de Matt es Joe así que él también, y Tai siempre está con Izzy y Sora, así que ellos también, y la mejor amiga de Sora es Mimi. ¡Así que estaremos siempre todos juntos!

Kari se detuvo a pensar otro momento en la idea de TK.

-es cierto, pero creo que uno se casa cuando es grande…

-hay muchas reglas para casarse…- murmuró TK frunciendo el ceño.

-¿qué tal si esperamos a casarnos cuando seamos grandes entonces? No falta mucho para eso, solo habrá que esperar un poco.- propuso Kari esta vez.

-¿prometido?

-¡prometido!

Desde la fogata, Sora había tenido la posibilidad de escuchar toda la conversación. No puso evita sonreír ante la inocencia de los pequeños, tan tiernos…

"tal vez deba tener la misma charla con Tai un día de estos…"

 

¿FIN?

10/10/00

10: 10 am

Notas:

Ow, KAWAII!!

Ok, yo ya ni siquiera recuerdo la última vez que conversé con un niño de ocho años, así que no sé hasta donde puede llegar su inocencia…

Ah, que mencione tanto el basquetball no es porque yo sea una fanática de ese deporte (aunque lo soy 100% ^^) sino por un pequeño spolier. Es que Takeru hace caso completo de sus palabras… (y tienen que verlo dentro de 3 años, está MUY alto!).

Me propuse hace un Takari (TK-Kari fic) y lo hice!! Dedicado con todo mi cariño a Yaen ya que esta es su pareja favorita ^^

Este fic pide a gritos una continuación, ahí veré como me las arreglo para hacerla…

Escríbeme a kem@netline.cl si tienes sugerencias, quejas o comentarios respecto a mis fics, o algún pedido también J

Takeru, Hikari y los demás son personajes de Digimon y pertenecen a la Toei y a Bandai, no son míos! (lamentablemente U_U)